Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Congreso Internacional de Parto y Nacimiento

Por un Chile con menos cesáreas

Por Camila Sánchez 3 Abr, 2019

La matrona UC Pascale Pagola lidera el encuentro. “Un espacio para información y reflexión sobre la forma en que están naciendo los niños chilenos”, explica.

Por un Chile con menos cesáreas

Chile es uno de los países con mayor tasa de cesáreas del mundo. De hecho, en 2018 alcanzó un 46% del total de los nacimientos, según la revista The Lancet.

Pero, ¿es esta una buena forma de parir, tanto para la mamá como para el hijo? Según la matrona y fundadora de Alma de Mamá, Pascale Pagola, no lo es. Y por eso está organizando el I Congreso Internacional de Parto y Nacimiento, en sus palabras, “un espacio para información y reflexión sobre la forma en que están naciendo los niños chilenos”.

Entre el 11 y el 13 de abril se realizará este encuentro apoyado por Unicef y la Subsecretaría de la Niñez, en el que expondrán dos invitadas internacionales: la doctora sueca Kerstin Uvnäs Moberg, investigadora del Instituto Karolinska y referente mundial en la investigación de la hormona Oxitocina, y la matrona danesa Susanne Houd, experta en epidemiología.

También habrán expositores nacionales que abarcarán temas como salud mental pre-natal, la lactancia materna que va más allá de lo básico y el parto respetado, que es lo que buscan promover, según adelanta Pascale.

¿Qué es el parto respetado?

El parto personalizado y humanizado es cuando centras la atención profesional del parto en las necesidades de esa mujer y de esa guagua. Y eso quiere decir respetar la fisiología, acompañarla y ayudarla en todo lo que implica un nacimiento. Eso va a disminuir la tasa de cesárea innecesaria que tenemos en Chile.

¿Por qué se tiende a optar por la cesárea?

Ha pasado a ser un negocio. En vez de respetar este proceso que debería empezar en su momento y moverse a su tiempo, se agenda según el tiempo y la disponibilidad del profesional de la salud. Y eso obviamente lo complica: esa guagüita no se va a encajar de la misma manera si tu dejas que la mamá se mueva a que si  la ingresas, le pones oxitocina artificial y la empiezas a intervenir. Por otro lado, la cesárea la han vendido como si fuera algo seguro, rápido, corto y sin dolor, pero no se habla de las consecuencias de la salud que trae. Con el estudio de genética ya sabemos que hay más problemas de salud en niños que nacen por cesárea que cuando nacen por parto vaginal: hay más asma, alergias y diabetes, además de menos probabilidades de lactancia exitosa. Sí, la mujer tiene miedo porque hemos satanizado mucho el dolor del parto, pero eso es por no mirarlo desde la fisiología. También el dolor se suma a haberse sentido maltratada o sola, entonces se mete todo en un paquete de “qué mal lo pasé en mi parto”. Eso es lo que tenemos que cambiar.

¿Qué prejuicios hay sobre los partos naturales?

Hay bastantes, y detrás de ellos, hay mucha desinformación. Se cree que no es seguro, pero eso se basa en experiencias aisladas, como partos en casa sin un profesional de la salud. Esto también es responsabilidad de los profesionales de la salud, que no están abiertos a otras posibilidades de parir y que en general hacen un parto súper medicalizado. En Chile, lamentablemente, hay muy pocas opciones si quieres tener tu parto en agua o si quieres parir en tu casa con un buen equipo. Este tipo de partos se ha asociado a un grupo de mujeres: las veganas, las esotéricas, las hippies, las que no vacunan. Y lo que el Congreso quiere demostrar es que este tipo de parto, sin intervenciones, es el más seguro hoy en día. Es un llamado para todos para dejar de medicalizar tanto el parto, porque trae problemas de salud: la mujer tiene más riesgo de placentas previas, hemorragia, de tener otra cesárea.

¿El parto natural sigue siendo un tema tabú? 

Es un tema tabú, pero se está hablando mucho más que años atrás. Yo llevo más de 15 años haciendo educación prenatal donde tu informas a la pareja -no le dices lo que tiene que hacer- y ellos suelen optar por la vía menos intervenida. El Ministerio de Salud y las instituciones ya se están movilizando porque las mujeres necesitan otra cosa y los indicadores de salud y la mortalidad materna son muy malos. La tasa de cesárea no baja, aumentan las alergias en los niños y, en paralelo, está la violencia obstétrica. Entonces, hoy el sistema de salud está buscando cómo hacerse cargo.

Coordenadas:

Jueves 11 y viernes 12 abril: conferencias, clases expositivas, mesas redondas y trabajos de investigación en auditorio central ($ 90.000 por día).
Sábado 13: aromaterapia y parto; maternidad y parto en mujeres con historia de abuso sexual; emergencias obstétricas; feminismo y maternidad; principales problemas de lactancia, entre otros. Desde $ 25.000, previa inscripción.
Abierto para todo público.
Dónde:
Av. Príncipe de Gales 6030, La Reina.
Web: www.congresoparto2019.com

Lo más reciente

cerrar