Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

MURIÓ A LOS 92 AÑOS

Piero Tosi: adiós al gran diseñador de vestuario del cine italiano

Por Mujer Dínamo 12 Ago, 2019

El creador de los trajes de las películas de Visconti, Pasolini y tantos otros, será enterrado junto a Franco Zefirelli. Mira aquí algunos de sus trabajos inolvidables.

Piero Tosi

Piero Tosi, el diseñador que vistió al gran cine italiano, murió el fin de semana a los 92 años. Su arte contribuyó a crear algunas de las obras maestras de la cinematografía de la posguerra y a crear un imaginario que le valió el Oscar -un esquivo trofeo al que estuvo nominado en cuatro oportunidades- a la trayectoria en 2014. En esa gala lo retiró en su nombre Claudia Cardinale, su musa en Gatorpardo.

La clásica película Gatopardo.

Trabajó con los mejores directores, comenzando con Luchino Visconti, en una sociedad de un cuarto de siglo: creó los trajes para Bellissima (1951), Senso (1954), Rocco y sus hermanos (1960) y Gatopardo (1963). Y se reencontraron en la siguiente década para Muerte en Venecia (1971), Ludwig (1973) y The Innocent (1976).

Maria Callas vestida por Tosi en la película Medea, de Pasolini.

El hombre formado en Florencia también trabajó con Vittorio De Sica, Mario Monicelli, Dino Risi, Luigi Comencini y Gianni Amelio. Con Pier Paolo Pasolini hizo el vestuario para Medea. Y, por supuesto, con su amigo Franco Zeffirelli sumó su talento para La Traviata y Storia di una capinera.

Muerte en Venecia

 

En su vasta carrera vistió a las principales estrellas del cine italiano, desde Anna Magnani hasta Marcello Mastroianni, desde Sophia Loren hasta Silvana Mangano y Claudia Cardinale.

Sophia Loren y Marcello Mastroianni en Ayer, Hoy y Mañana, cuyo diseño de vestuario fue de Tosi. Repitió con los actores en Matrimonio a la italiana.

Estudiante de la Academia de Bellas Artes de Florencia, entre sus profesores estuvo el pintor Ottone Rosai. Cuando niño trabajaba en el taller de su padre dedicado hierro, leía en secreto los textos de Shakespeare y ya planeaba diseños de trajes. Gracias a que en la juventud le presentaron a su amigo Franco Zeffirelli, Visconti lo tomó muy joven como director asistente de un espectáculo del Maggio Musicale Fiorentino. Después de un período de aprendizaje teatral se lanzó al cine dedicándose, en la primera fase, sobre todo a las películas del mismo Luchino. Entre los dos establecieron una comprensión artística que duró un cuarto de siglo con grandes resultados. Compartieron el gusto por los detalles y la misteriosa obsesión que podría llevar al maniático Pierino a dormir con pedazos de tela para “escucharlas” por la noche, antes de decidirse por que dar forma a un traje.

La imagen de Tosi para Romy Schneider en la película Ludwig.

Temido y adorado, estaba protegido por la mítica aura de su carisma. Según relató el diario italiano La Repubblica, “era difícil aterrorizar a Federico Fellini, pero nadie lo asustó más que Piero Tosi, quien fue perseguido por el director como una sirena hundida en los océanos de su propia naturaleza inalcanzable”. No respondía a sus llamadas telefónicas -insistentes por semanas- y se excusaba a asistir a sus invitaciones. “Yo también soy un cacadubbi, y dos indecisos juntos hacen desastres”, explicó después.

Tosi en el rodaje de Muerte en Venecia.

El trabajo de este diseñador se expuso en grandes retrospectivas en Italia. Un tesoro que el cine y todos los italianos admiraban por “su rigor por la belleza”.

Piero Tosi será enterrado en la capilla familiar de Franco Zeffirelli (quien murió el 15 de junio), en el cementerio Porte Sante de Florencia, con Anna Anni, otra gran diseñadora de vestuario y escenógrafa, su otra gran amiga de juventud.

Lo más reciente

cerrar